Howard con boletos a final de la NBA

iosphotos052968-nba-orlando-magic-a-dwight-howard

Dwight Howard dominó el área de la canasta para acumular 40 puntos, Rashard Lewis agregó 18 y el Magic metió 12 triples el sábado en una victoria por 103-90 sobre LeBron James y los Cavaliers de Cleveland en el sexto partido de la final de la Conferencia Este.

El brasileño Anderson Varejao de Cleveland anotó 14 puntos con 12 canastas en siete intentos y marró su único tiro libre. El Magic estará en la final por primera vez desde 1995, un año antes de que Shaquille O’Neal partiera hacia Los Angeles como agente libre, dejando en ruinas a esta franquicia de la Florida. Ha sido un ascenso largo y lento para volver a ocupar los primeros planos, pero Orlando está reconstruido y enfrentará a los Lakers el jueves por la noche en el Staples Center en el primer partido de la serie final.

Disney World contra Disneylandia.  Por ahora, el duelo entre LeBron James y el superastro Kobe Bryant quedará relegado a la fantasía. En presencia del deportista más famoso de la ciudad, Tiger Woods, Orlando terminó por convencer a todos los que se preguntaban si era mejor que los Cavaliers, un equipo que ganó 66 partidos en la temporada regular, o que el campeón defensor Celtics. El Magic eliminó a los dos en la postemporada. “Creo que este equipo durante todo el año ha demostrado un espíritu increíble”, dijo el entrenador Stan Van Gundy. “Este equipo pelea hasta el final. Se lo merece”.

James anotó 25 puntos en su peor partido de la serie, pero hizo un juego magnífico, sumando puntos a un legado que está apenas en sus comienzos. Pero el jugador más valioso de la liga prácticamente no tuvo compañía, ya que Mo Williams perdió su puntería y el banco de Cleveland fue ampliamente superado por las reservas de Orlando. Delonte West agregó 22 puntos y Williams 17 para Cleveland. En los últimos minutos, los fanáticos se burlaron de James, entonando “M-V-P”, siglas en inglés de jugador más valioso, mientras Howard encestaba tiros libres. Y después que Superman encestó con una volcada espectacular faltando 2:21, la multitud comprendió que la final se acercaba y empezó a corear, “gánenle a LA”.

Cuando llegó el final, James se quitó la camiseta y salió lentamente, tal como había hecho el año anterior después de perder el séptimo partido en Boston. Aunque fue extraordinario, ésta no fue su temporada, y una vez más los fanáticos de Cleveland verán frustrada su esperanza de ganar un campeonato, después de una espera que ya lleva 45 años.

Anuncios

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: